jueves, 21 de mayo de 2009

Operacion Periquillo y 27 Triple draw II

Bueno, ya esta en marcha la "Operacion Bancaje" para ver si podemos ayudar al Perico a jugar el main event. Como ya sabeis Perico se clasifico para el main event atraves de lii poker. Antes de la UIGEA esa, al ganar la plaza la sala te habria inscrito en el evento y lo jugabas si o si. tras la UIGEA eso es imposible, asi que lo mas que pueden hacer es darte el dinero al lado de la ventanilla de inscripciones y esperar que te animes.

Yo desde el principio estoy deseando que el Perico lo juegue. Porque lo juegue un colega cercano, y por ver lo que hara con el capote en el Rio... pero como me considero su amigo, no le puedo animar que juegue un torneo tan fuera de banca. no creo que muchos de los 8.000 fulanos que se espera que lo jueguen tengan el millon de pavos de banks (100 buy ins), pero lo que hagan los demas no es asunto mio.

No se puede permitir jugarlo entero, pero si que podria animarse rebajando la cantidad a algo mas manejable (sigue siendo una locura, pero una locura aceptable). De ahi salio la idea de buscar bancaje.

Aunque Perico fuera Doyle, Ivey y Negranu en uno, no se puede hablar de inversion. Son muchas minas y es muy complicado sobrevivir en el main event, como prueba los años que hace que un pro no lo gana, pero este bancaje puede ser una gran idea visto como un aliciente para seguir el main event teniendo un pequeño porcentaje de un jugador. Si suena la flauta creo que paga 800 a 1. mas oportunidaddes que en la primitiva hay.

Puede ser una gran historia... va a ser muy divertido seguro.


a ver que pasa...


por otro lado os pongo la segunda parte del articulo de 27 triple draw de Negreanu

----------------------------------------------------


Jugando tras el primer descarte.
Dependiendo de el proyecto con el que empieces, generalmente querrás apostar y resubir cuando mejores tu manos y pasar y ver o pasar y tirarte cuando no los completes. De nuevo, depende de los proyectos con los que empieces. Si te dieron un 2-3-4-7 y estabas jugando contra un jugador que se descarto de dos, apostaras aunque no mejoraras. ¡De hecho estaría bien el apostar aunque aun no vieras si tus nuevas cartas te ayudaron!


Cuando no conectas.
Lo que hacer cuando no has mejorado con los descartes depende de tu posición, el número de cartas que te descartaste, y el número de cartas que pidió tu oponente. Si pediste una y tú oponente pidió dos o más, debes de apostar siempre. De hecho cualquier vez que estés una carta por delante de tu oponente, es bueno apostar (con una excepción. Si te descartas de dos y no mejoras, y después dos jugadores ven tu apuesta y se piden tres cartas, debes darte check. Lo mas probable es que uno, sino los dos hayan mejorado, así que seria inteligente darte una carta gratis en vez de arriesgarse a que te resuban.
Cuando estés fuera de posición y descartándote el mismo número de cartas que tus oponentes, lo que hagas depende mucho de si mejoras o no. En general, debes de jugar la mano de forma directa, apostando cuando mejoras, pasando cuando no.
Por ejemplo, en la ciega pequeña con 2-5-6-7, un jugador desde las ultimas posiciones sube, y tu le resubes. Te descartas de una, como hace tu oponente. Si no mejoras, apostar seria estupido. Tu oponente casi nunca se va a tirar en esta situación, pero si que te resubira si mejora. Claro que tu puedes tener una mano un poco mejor que la suya, pero eso no justifica perder una apuesta extra cuando el mejore.
Aunque tu oponente este descartándose con un 3-4-5-8, no seria un desastre si las apuestas van check, check. En el mejor de los casos, estarás apostando con una ventaja minima. En el peor de los casos, estarás metiendo dos apuestas en el bote muy por detrás o directamente muerto.
Ahora, si te estas descartando de dos cartas para una mano premium en un bote múltiple que viene subido, aun debes de ver una apuesta mejores o no, ya que el pote es ya considerable. En cualquier caso, pocas veces debes de ver una apuesta y una subida si no mejoras con dos descartes, ya que seguramente te encontraras frente a dos manos de un solo descarte, una mano de un descarte y una mano servida, o dos manos servidas. Si decides ver la apuesta doble, ni siquiera sabrás con seguridad lo que te costara ver el siguiente descarte. Si el primero en apostar tiene una mano servida, lo mas normal es que te resuba, poniéndote en una posición horrible—descartándote de dos contra una mano servida con dos descartes por hacer.

Cuando mejoras.
Cuando mejoras después del primer descarte, es el momento de ser agresivo. Ya sea tu mejora a una mano con descarte o una mano servida vulnerable, querrás reducir el número de rivales todo lo que puedas en botes multitudinarios. Ser agresivo en el mano a mano no es tan importante. Vamos a ver un ejemplo.
Subes desde la primera posición con 2-4-7. Ve tu apuesta el botón y resube la ciega grande. La ciega grande se descarta de una carta, mientras que el botón y ambos pedís dos cartas. Te entra un 5 y un rey. La ciega grande apuesta y es tu turno. ¿Debes de ver o subir?
La respuesta correcta es subir. Mientras que es verdad que puedes estar frente a una mano servida, todavía tienes dos descartes para obtener un siete o tal vez un ocho, dependiendo de la mano de tu rival. Forzar al botón a salirse de la mano es crucial. Si solo ves la apuesta, el bote te da las pot odds suficientes para descartarse de dos cartas. Eso no es lo que quieres. Quieres asegurarte la posición forzando al botón a retirarse, y entonces afrontar la mano HU. Si la ciega grande no ha mejorado, tendrás una mejor oportunidad contra solo un oponente.
¿Y si estas mano a mano desde el principio? Es el mismo escenario, excepto que esta vez no hay otro rival. En ese caso una subida no seria horrible, pero ver seria mejor. Ya que no tienes que preocuparte de tirar de la mano a otro rival, puedes simplemente ver y descartarte más barato. La desventaja clave de subir en esta mano es el riesgo de que tu rival complete su mano. Entonces te costara tres apuestas en vez de una el superarlo con tus descartes. Como mencione antes, puede que no sea mucho lo que estas perdiendo, porque tienes una mejor mano a descartar, pero eso no compensara las veces que pagas extra contra una mano completada.

¿Quedarse con el 8 o descartarse para conseguir un 7 “Wheel”?
Esta es una de las decisiones más difíciles que tendrás que hacer en una mano de triple draw. Cuando nos descartamos con una mano como 2-3-7, ¿deberíamos de conservar un 8 tras el primer descarte e ir a por una mano inferior, o tirarlo e ir a por las nuts?
La razón de que sea una decisión tan difícil es porque depende de varias variantes, incluido el nuecero de rivales, el número de cartas que ellos necesitan, tu posición, y los descartes que hagas.

Numero de oponentes.

Cuantos más jugadores en el bote, más debes de tender a tirar el 8 e ir a por el 7. El problema con quedarse con el 8 contra varios oponentes es que será derrotado demasiado a menudo por un 8-6, un 8-5, o un siete.
Si juegas contra un solo oponente, puede que decidas quedarte con el 8, pero debes de considerar otros factores, como el número de cartas que tu rival pide y tu posición.

Numero de cartas que tu oponente descarta.

Si tus oponentes piden tres cartas o mas, debes de quedarte con el 8. Ellos necesitan mucha ayuda, y si haces un 8-7 en esta situación, será normalmente suficiente para ganar. Si decides pedir dos, le estas dando una mejor oportunidad de volver a meterse en la mano. ¡Descártate para el 8-7 y penalízales por jugar loose!

Posición.

La posición es extremadamente importante. Cuando estas fuera de posición, no tienes el lujo de poder saber de cuantas cartas se han descartado. Además si estas fuera de posición con un descarte difícil puede que te saquen de la mano jugando buen poker en las siguientes calles. Como regla general, cuando estas fuera de posición quieres descartarte para las nuts o lo más cerca posible de las nuts. Aunque 8-7-3-2 puede ser un gran proyecto, esta lejos de ser el mejor proyecto. Lo mejor que puedes hacer es obtener la décima mejor mano, 2-3-4-7-8.
Cuando tienes posición, tienes más control sobre tus oponentes. Te puedes permitir jugar sus manos más que la tuya. Si te descartas de una para obtener un 8-7 y tus rivales todavía están descartándose de dos tras el primer descarte, a menudo ganaras el bote aunque no mejores tu mano. Aquí esta el valor de tener la posición.

Descartes.

Vamos a tratar el tema con mayor profundidad hacia el final de este capitulo. Pero por ahora, digamos que generalmente, cuantas más cartas emparejadas necesarias para las nuts, más fuerte es tu mano. Mientras que 2-3-4-K-Q y 2-3-4-3-4 aparentan ser la misma mano (2-3-4), la segunda es mucho mas fuerte ¿porque? porque ese 3 y 4 extra que descartas les pueden hacer falta a tus rivales pero ¡ya no las podrán usar! Además, hace más difícil que hagas parejas con tus descartes. Si tu oponente tiene 2-5-7, tus descartes hacen menos probable que complete su proyecto ahora que dos de sus cartas están fuera.
¿Y como se aplica esto con quedarse con un 8? Simple. Cuantas mas cartas emparejadas tengas, mas debes de tender a quedarte con un 8.

Completando un 8 en el primer descarte.
Cuando comienzas a jugar a triple draw lowball, normalmente te quedaras servido con un 8 en cualquier momento. Sin embargo, cuando tu capacidad de lectura mejore, serás capaz de descartarte del 8 para aspirar al 7 cuando sea necesario. Un 8-7 puede ser descartado, pero si haces un 8-6 o mejor, estarás mejor quedándote servido. Tener posición también tendrá parte en la decisión de romper el 8 o no ¿como?
Si tienes 2-3-6-7-8 y un oponente enfrente de ti se queda servido tras el primer descarte, tienes que preguntarte, “¿a que puedo ganar?” ¿Tu rival se plantaría con un 9 en esta situación? ¿Puede tener peor mano que 8-7?
En ese caso, con un oponente, con un oponente servido enfrente, normalmente te descartas del 8, ya que tienes un descarte claro para el 7 (2-3-6-7). Si todavía nadie se ha quedado servido, debes de quedarte servido tu por el momento.

Jugando tras el segundo descarte.


Cuando pasar.
Tras el segundo descarte, siempre te das paso contra un rival que este una carta por delante de ti. Por ejemplo, si estas descartándote de dos y tu rival de una, puedes hasta pasar a ciegas, sin ver tu carta. O si estas pidiendo una y tú rival esta servido, de nuevo puedes pasar a ciegas. En estas situaciones, no te estas arriesgando a dar una carta gratis porque tu rival casi seguro apostara. Si tu oponente no hace esta apuesta que normalmente es automática, entonces a menudo te dará una carta gratis.
Si tras el primer descarte, ambos tú y tú rival pedís una carta y no mejoras como para plantarte, deberías pasar, especialmente cuando estas fuera de posición y la mayoría de las veces que la tengas. Aunque consideres que tienes mejor proyecto que tus rivales a falta de una carta, es usualmente una ventaja muy pequeña, así que es mejor evitar que nos hagan un check-raise.

Cuando apostar.
Debes de apostar siempre si vas una carta por delante, sin tener en cuenta la posición. Si solo te descartas de una carta contra dos de tu rival, debes de apostar aunque el descarte no te ayudara. Si tú estas servido y ellos descartándose, de nuevo debes apostar automáticamente. Sencillamente no puedes darles cartas gratis con solo un descarte por ver. Si hay alguna oportunidad de que te puedas llevar el bote ahí mismo, tienes que cogerla. Si tú oponente con dos descartes no mejora, puede que se tire aunque tu aun estés también descartándote.
Si tus oponentes y tú pedís solo una carta camino del último descarte, debes de apostar con cualquier mano con la que te plantarías. Si haces un 9-7-6-4-2, debes de apostar y quedarte servido si nadie te resube. Con solo un descarte por hacer, el 9 es favorito contra cualquier proyecto.
Para evitar ser demasiado predecible, querrás apostar tus proyectos con posición con y sin mejorar. Por ejemplo, tienes 2-3-4-7-7 y ya te has descartado de un 3 y un 4. Tu único oponente pasa hasta ti. En esta situación, tu mano es suficientemente favorita sobre el proyecto de tu rival para apostar por valor.
Sin embargo, si tuvieras la misma mano pero fuera de posición, deberías de pasar a pesar de tener un gran proyecto. Tu rival no se va a tirar en esta situación; o te resubira o te vera. Si te resube, has perdido una apuesta extra y seguramente vas muy por detrás para llevarte el bote. Este es un concepto importante a comprender. Cuando estas fuera de posición, necesitas pensar en minimizar perdidas al evitar hacer apuestas por valor con ventajas marginales. Tienen valor cuando tu rival no completa su proyecto, pero cuando lo hace, le estas dando demasiada equity al resubirte.
Con posición, debes apostar también con tus buenos proyectos a una carta por otra razón. Si tu oponente es perceptivo, se dará cuenta que no tienes una mano servida cuando pases tras el para ir al ultimo descarte. Si tiene una mano como 2-3-4-8-10, el puede decidir plantarse al saber que tu mano no esta hecha. Sin embargo, si hubieras apostado tu proyecto, le seria difícil plantarse con un diez.
Si no tienes una mano servida, quieres que tu rival rompa su diez. Eses diez es favorito incluso sobre una mano como 2-3-4-7-7. Si puedes conseguir que rompa su diez, tu 2-3-4-7 será favorito sobre su 2-3-4-8.

Cuando ver.
Cuando en un proyecto a una wheel o a cualquier 7, siempre deberías pagar una apuesta antes del último descarte. De hecho, a veces puede incluso que debas subir con un proyecto como este, pero ya hablaremos luego de ello. Vamos a ver las situaciones en las que simplemente vemos.
Si tu y tu oponente ambos pedís una carta antes del último descarte, tu no mejoras pero el apuesta, siempre debes de pagar. La apuesta de tu rival no tiene que significar que tu rival completara la mano, así que a menos que tengas una razón para creer que se tiraria de su mano o volvería a descartase de una carta, debes solo ver y esperar que el descarte te ayude mas que a el.
Además si pediste dos y mejoraste a un descarte de una, y tu oponente pide una carta antes del segundo descarte, solo debes pagar. Si realmente tienes suerte y completas la mano, entonces puedes considerar subir.
Hay otra situación interesante cuando ver puede ser mejor que subir. Supongamos que tu rival pide una carta y tu, aunque pides dos, tienes posición sobre el. Te encuentras con una mano como 2-4-6-7-8. ¿Deberías subir o ver?
Vamos a pensar que puede pasar si solo ves. Si ves su apuesta, tu oponente asumirá que por lo menos aun te estarás descartando de por lo menos una, sino dos. Si completa una mano como 10-7-4-3-2 se plantara antes que tu. Después de todo, un diez servido es favorito sobre cualquier proyecto. Al hacer solo ver su apuesta te has asegurado el bote. Al no haber más descartes, estas protegiendo lo que ya esta en el medio. De alguna forma estas engañando a tu rival al hacerle pensar que tiene la mejor mano porque tu no subiste.
¿Y que hubiera pasado si hubiéramos subido? Bien, desde luego estas por delante, ya que tu 8 servido es favorito sobre su proyecto de nuts. El problema es que ¡no quieres de ninguna manera que tu rival tenga un proyecto que este vivo! Si subes y fuerzas a tu rival a descartarse de su 10, a él le valdrá un 5, 6 o incluso un 8. ¿Por qué arriesgar el bote entero para obtener una apuesta más en el turn? Puede incluso que consigas sacarle esa apuesta extra en el river cuando ya tienes el bote asegurado. Esta jugada es un arma valiosa que debes de añadir a tu arsenal si quieres ser un jugador ganador de triple draw.


Finalmente (y esto no debería ni necesitar mencionarse) debes de solo ver cuando tu seas el que va una carta por detrás. Si mejoras de un descarte a dos cartas a solo una, pero tu oponente ya estaba pidiendo solo una, solo deberás ver. Si estas frente a un rival que ya tiene su mano completada y tu estas descartándote de una, normalmente debes de solo ver a menos que tengas alguna razón para creer que su mano es débil, en ese caso puede que decidas subirle. Hay más sobre eso en la siguiente sección.

Cuando subir.
La razón más obvia para subir es que tienes la mejor mano. En general, con un 7, un 8-5, o incluso un 8-6, debes de resubir ya que probablemente tienes la mejor mano.
En un bote con varios jugadores, es aun más importante subir con estas manos servidas para presionar a los rivales que están tratando de mejorar sus manos. Ellos seguramente verán una apuesta si tienen un proyecto a las nuts o a un buen 8, pero por dos apuestas tal vez consigas que desistan, dependiendo esto por supuesto de la clase de jugador que sea.
Incluso cuando estés mano a mano, debes de subir con un 7 o un 8-5, y hacer la continuación en el river. Las mejores 5 manos son difíciles de vencer con un proyecto. Tu oponente no puede tener demasiados outs si todavía se esta descartando. Aunque tenga 2-3-4-7 contra tu 2-3-4-5-8, solo puede ganar el bote con un 6 o uno de los tres 5 que quedan, para un total de 7 outs. Si tu rival tiene un 8 servido, lo mas probable es que no lo romperá, pensado que tal vez estas tratando de llevarte el bote sin una mano decente.

Intentando llevarse el bote (Making a Play at the Pot)
¿A que me refiero con intentar llevase el bote? A veces tenemos un proyecto excelente, te puede compensar arriesgar una apuesta mas, intentando forzar a tu oponente a romper una mano servida, en vez de ver solo esperando mejorarle en el descarte. Por ejemplo, digamos que estas en el boton con 2-2-3-7-7. Tu oponente sube antes del primer descarte, y tu le resubes.
Ahora tu rival se descarta de una, y tú por supuesto de dos. Tus nuevas cartas son un 4 y otro 2, dándote un proyecto de wheel, 2-3-4-7. Después tu rival apuesta. Por tu posición, buen proyecto, y los valiosos descartes que has tirado, decides resubirle. Tú oponente ve y decide plantarse.
En ese momento puedes asumir que tu rival no tiene una mano muy fuerte. Si la tuviera, lo más probable es que te hubiera resubido una vez más. Además, ya que tú has visto tres 2 y dos 7, es mucho mas probable que tu oponente tenga una mano como 3-4-5-6-8 o tal vez 3-4-5-8-9.
En el segundo descarte, tu rival esta servido, y tú te descartas de una carta para las nuts. Esta vez ¡te entra otro 7! A menos que tu oponente tenga los últimos 2 y 7, no tiene un siete servido en la mano. Tu oponente apuesta. ¿Que debes hacer?
Todo depende de tu lectura de tu oponente. Tienes una buena idea de la fuerza de su mano, lo más probable un 8 o un 9. ¿Se tirara tu rival? ¿Se descartara de su 9 e intentara descartarse otra vez? Si piensas que hay una razonable posibilidad de que la respuesta sea si, resubele.
Al invertir una apuesta más, puede que ganes directamente el bote o pases de ir muy por debajo a tener cierta ventaja. Si no funciona, añade mas presencia a tu juego a poco coste, presencia que podrás explotar mas adelante. Después de todo, aun tienes un descarte y puedes completar tu mano.
Para que una jugada como esta funcione, tienes que conocer a tu oponente. Si sabes que es lo suficientemente cabezota para no romper una mano echa o tirarse de la mano, ahórrate el dinero. Sin embargo, si es un jugador que piensa, se preguntara “¿A que puedo ganar?” ya que has jugado la mano de manera tan agresiva antes y después del primer descarte, un jugador que piense sabrá que tienes un buen proyecto. Si esta viendo su 3-4-6-8-9, ¿a que puede aspirar si rompe la mano y se descarta? El sencillamente tiene que esperar y rezar que tú estés intentando jugársela y que no mejores en tu último descarte. Basándose en todo esto, un jugador que use la cabeza puede que decida que no merece la pena seguir con la mano y la tire. Sin embargo recuerda que esta jugada no se debe de intentar contra un calling station. Intentar hacerle un farol a un mal jugador hace que tú seas el tonto.

Check-Raising.
Habrá veces en las que podrás hacer un check-raise tras el Segundo descarte. A menudo, esto sucede cuando vas una carta por detrás al empezar el descarte, ya sea pidiendo dos por la una de tu oponente o pidiendo una contra un rival servido. Cualquier vez que completes tu mano en esta situación, debería de ser posible hacer check-raise. Después de todo, si tu oponente esta jugando bien, el apostara para evitar darte carta gratis.
El darte paso y resumir su apuesta debe de ser automático. Puedes hasta darte paso antes de ver tu cartas, y tu rival también podría apostar sin verlas igualmente, pero no recomendaría hacerlo si hay novatos en la partida. Mientras que es obvio para ti y para otros jugadores experimentados que estas apuestas son automáticas, un jugador novato puede no entenderlo. Así que si hay noveles en la mesa, por lo menos hacer que veis las cartas antes de pasar.
Si resulta que haces un buen 8 o un 7, hacer check-raise es probablemente una buena idea. Estas manos puede que ya estén muertas, pero hay una buena posibilidad de que tu rival todavía este en un proyecto. Jugar un mal 8 o un mal 9 es mucho más difícil, y hacer check-raise con cualquiera de ellos es arriesgado. Si estas fuera de posición, puede que pierdas un montón de apuestas con una mano complicada. Y como tu ya sabes, debes de intentar perder lo mínimo con manos complicadas, especialmente si estas sin posición. Así que con esas manos, generalmente tendrás que tomar una decisión entre pasar y ver, y luego quedarte servido; o pasar y ver, y luego descartarte.
Para tomar buenas decisiones en estas situaciones, tendrás que buscar “cantes” (tells), ya que son extremadamente valiosos en esta situación. Fíjate bien en tu oponente. ¿Esta barajando sus cartas, buscando la que quiere descartar? ¿O la forma en la que sujeta las cartas hace pensar que esta servido? Esto no es fácil, pero los mejores jugadores saben leer estas situaciones muy bien.
Si no eres capaz de detectar nada, te recomendaría que te quedaras servido con un 9 o algo mejor y esperar que tu oponente este en un proyecto. Si el se queda servido tras hacerlo tú, tienes problemas y de los gordos. Si apuesta en el river, probablemente debas tirarte (a menos que tengas motivos para pensar que es un farol).
Ahora, no me malinterpretéis, en esta situación, puedes hacer check-raise con cualquier 8 o 9. no es una jugada horrible para nada. De hecho, al hacerlo, definitivamente tendrás una mejor idea de si debes o no pagar la apuesta en el river. Por ejemplo, si haces un check-raise con un mal 9 y el jugador siguiente ve y también se queda servido tu mano no sirve para nada. Así de simple. Puedes sin ningún problema tirarla cuando te apuesten en el river. Si se descarta, entonces ¡magnifico! Ahora toca esperar a que no complete su mano.
Cuando tenemos malos 8 y 9, check-raising y check-calling son las dos opciones viables, y ambas deben de ser utilizadas de vez en cuando. Hay valor en cualquiera de ellas. Check-calling te permite minimizar tus perdidas, mientras que check-raising ¡puede que fuerce a tu oponente a tirar la mejor mano! Por ejemplo, si tú haces check-raise y te quedas servido con una mano como 2-3-4-8-9, tú oponente puede decidir romper una mano como 2-3-6-7-9, que te tiene vencido. Eso seria fantástico, aparte del resultado final.
Como te habrás dado cuenta, hay mas juego en el segundo descarte que en cualquiera de las demás calles. Es similar al turn en el hold’em, el juego en el segundo descarte separa a los grandes jugadores del resto. Que tan buen jugador de triple draw lowball llegues a ser depende un montón en si eres capaz de aprender el arte de jugar bien el segundo descarte.

Cuando retirarse.

Hay varias situaciones en las que debes de retirarte de la mano, incluso cuando aun queda una ronda de descartes. Si estas aun descartándote de dos cartas con solo un descarte por hacer, normalmente debes tirarte ante una apuesta, especialmente fuera de posición. La única situación en la que debes de considerar pedir dos cartas yendo al ultimo descarte es si tienes posición, piensas que tu rival aun esta en un proyecto, hay un montón de dinero en el bote, y tu has realizado descartes de manos valiosas. De otra forma, es sencillamente demasiado difícil completar una mano pidiendo dos con solo un descarte. ¡Incluso 2-3-4 va por detrás de K-Q-J-10-8! Increíble, pero cierto.
Aquí hay otras situación en la que debes de considerar tirarte: digamos que estas jugando contra una mano servida con un proyecto a un mal 8. Si tú rival se queda servido tras el primer descarte y tú tienes 2-6-7-8, por ejemplo, dos cosas necesitan suceder para que te lleves el bote:

(1) Necesitas completar tu mano.
(2) Necesitas no estar dominado.

Ya que tú oponente se quedo servido tras el primer descarte, lo más seguro es que tenga por lo menos un 8 en mano, así que estarías dominado drawing dead demasiado a menudo para que ver la apuesta sea correcto.

También debes de considerar tirar la mano cuando completes un mal 8 o un 9 y te resuban tras el Segundo descarte. La única forma de que tu mano sea jugable es si tu oponente esta intentando una subida de farol y aun esta en un proyecto. Por ejemplo, si haces un 2-3-7-8-9 y apuestas contra un solo jugador que te resube. Puedes quedarte servido y esperar que fuera un farol; puedes descartarte de una y esperar que un 8-7 sea suficiente para ganar; o puedes tomar la decisión más segura y retirarte de la mano. Cual es la decisión a tomar depende de ti y la lectura de tu rival.
Finalmente, debes de retirarte cuando te enfrentes a dos apuestas yendo hacia el ultimo descarte, aunque tengas un proyecto para las nuts. Este consejo puede que sea una sorpresa para algunos, así que veamos el razonamiento detrás de el. Con un descarte por hacer, tienes 2-4-5-7 en el botón. Enfrente de ti, se apuesta y se resube. Retírate. Sabes que un 6 te dará la cuarta mejor mano (una mano potente, pero una mano que igual no es suficiente teniendo en cuenta la acción que estas viendo). Esto te deja necesitando un 3 para darte las nuts. Considerando que son dos jugadores que obviamente tienen dos cartas bajas cada uno, ¿cuales son las probabilidades de que los cuatro 3 estén aun en la baraja? No muy buenas. Además, siempre esta la posibilidad de que el primero en apostar resuba otra vez. De repente, tu magnifico proyecto a las nuts ya no tiene tan buen aspecto ¿a que no?

Cuando quedarse servido.
Sabemos seguro que una mano servida a la jota es un pequeño favorito sobre cualquier proyecto. Incluso una mano como J-10-9-8-6 contra 2-3-4-7 con un descarte por hacer es un favorito al 55 por ciento. De esto ¿se debe asumir que siempre se debe plantarse uno con una Jota servida o algo mayor con un descarte por hacer ? No exactamente.

Mano a mano.

Si estas mano a mano con posición y sabes que tu oponente esta en un proyecto, entonces si, puedes considerar plantarte, incluso con un 2-3-4-7-J. Sin embargo, si estas fuera de posición y no disfrutas del lujo de saber si tu rival esta en un proyecto o se quedara servido, eso cambia las cosas drásticamente. En ese caso, siempre debes descartarte.
Incluso tras que tu rival se pida una carta, debes de probablemente pedir una también si piensas que estas en un proyecto mejor. Esto es porque tienes casi tanta ventaja en un descarte de una carta contra otro descarte de una carta como la que tendrías si fuera un descarte contra una mano servida (asumiendo que enseñáramos las cartas sin apostar). Además, tendrás la oportunidad de recuperar terreno en la ultima apuesta, considerando tu mejor proyecto y el hecho de que actúas el ultimo.
La oportunidad de hacer más dinero sobrepasa la pequeña perdida de posibilidades de acabar con la mejor mano. Usualmente es correcto descartarse de una carta. Al hacerlo, también descartas la posibilidad de que te este faroleando un inspirado rival. De nuevo es interesante comentar que a la hora de enseñar las cartas, sin futuras apuestas, la jota es favorita sobre cualquier proyecto y es correcto quedarse servido con una mano así.
Como ves, esto es lo que hace la posición tan importante en triple draw. Con posición en una situación ya sin descartes, sabrás con seguridad que la jugada correcta es quedarse servido tras un oponente que ha pedido un descarte, esperando que no complete su mano.

Botes multiples.

¿Que sucede si hay un tercer jugador en la mano? ¿Cómo cambia eso las cosas? Vamos a ver un ejemplo extremo:

Tu (20%)


PLAYER A (40%)

PLAYER B (40%)

En este caso, ambos el jugador A y el jugador B ganaran aproximadamente el bote un 40% del tiempo, lo que significa que tu jota servida ganara el 20% de las veces. No es suficientemente. Vamos a ver un ejemplo más típico:


YOU (33%)


PLAYER A (37%)


PLAYER B (30%)

Mientras que no esta mal (la jota ganara su buena cantidad de botes) vamos a ver lo que sucede cuando nos descartamos:

YOU (38%)

PLAYER A (35%)


PLAYER B (27%)


Como puedes ver, te ira mejor descartándote. ¿Qué mano es favorita sobre dos oponentes en un proyecto? La respuesta es un nueve
:


YOU (42%)


PLAYER A (29%)


PLAYER B (29%)


De nuevo, como en los ejemplos previos, la posición es fundamental. Si sabes que ambos oponentes están en un proyecto, hace la decisión de quedarse servido fácil. Sin embargo, si estas fuera de posición y no estas seguro si tus oponentes se descartaran, lo que lo hace mucho mas difícil. Por eso es importante apostar si completas tu mano fuera de posición. De esa manera, si nadie resube, las posibilidades de que tu 9 sea la mejor mano y puedas estar tranquilo al quedarte servido. Mientras que puedes obtener la misma información pasando, también le estarás dando una carta gratis a tus oponentes.


Cuando romper una mano hecha.
Aquí es cuando el juego se vuelve un poco mas complicado porque la decisión correcta depende mucho de tu lectura. Según acumulas experiencia, será más fácil.
Si eres un jugador principiante, te recomendaría que no trates de darle demasiadas vueltas. Básicamente debes de quedarte servido cada vez que tengas un 8 o mejor. Según tus habilidades de lecturas mejoren, habrá situaciones en las que querrás romper tu 8 e ir a por las nuts.
Pero recuerda que un 8-6 o un 8-5 no debe de ser roto. Si tienes una de esas manos y estas razonablemente seguro que no vas por delante, será mejor que la tires mejor que descartarte. Solo un 7 te podría ayudar, y si piensas que el 8 no vale, solo deja tres 7 disponibles para mejorar. Si pierdes con un 8-6 o un 8-5, probablemente no hay mucho que pudieras haber hecho. Esas cosas pasan en este juego y debes de mantener la calma.
Ahora 8-7 es una historia diferente. Con el 8-6 y el 8-5, la mayor parte de las manos que te tienen dominado son muy difíciles de superar con un descarte. Romper un 8-7, sin embargo, teda una oportunidad decente de superar varias manos que te tienen dominado, como un mal 7, un 8-5, un 8-6, o un 8-7 mejor. Por ejemplo, digamos que tienes un 8-7-6-3-2 con un descarte por hacer y basándonos en los patrones de las apuestas previas, piensas que tu rival tiene mejor mano que tu. A menos que tu oponente este faroleando, si sube antes del ultimo descarte, el probablemente tiene una mano mejor.

Al tener un proyecto con 2-3-6-7, tienes hasta 8 outs posibles, para vencer a cualquier 8 (cualquier 4 o 5). Como dije antes, esta es una decisión difícil de hacer, y debes de estar seguro antes de hacerlo. Romper un 8 cuando ya es la mejor mano ¡es una pesadilla estadística! Si tu oponente apuesta con un 9 o un farol y aun esta en un proyecto ¡no estaría nada mal que te devolvieran el 8! por eso sugiero que los jugadores noveles jueguen de forma directa y sencillamente asuman cuando les venzan con un 8.

Sumario.
Tras el segundo descarte aprendimos que siempre debemos pasar si vamos una carta por detrás, o cuando estés fuera de posición pidiendo las mismas cartas que tu oponente y no mejoras. También aprendimos que debes de apostar cuando vayas una carta por delante (como cuando te descartas de una carta y tú oponente dos). También debes apostar cuando mejores tu mano y los dos os habías descartado de la misma cantidad de cartas, sin tener en cuenta tu posición.


Debes de pagar cuando pienses que tu proyecto no esta dominado. También debes de considerar de vez en cuando solo pagar cuando tienes posición y planear quedarte servido para forzar a tu rival a quedarse también servido con una mano peor.
Debes subir cuando tengas una mano fuerte y quieras más dinero en el bote. También debes de subir para eliminar jugadores del bote si piensas quedarte servido con una mano vulnerable. En situaciones perfectas, debes ocasionalmente subir con algunos de tus mejores proyectos a una carta, esperando hacer que nuestro oponente se retire o rompa una mano ya completa.
Debes retirarte cuando aun necesites descartarte de dos cartas, y también cuando pienses que estas dominado. También debes de considerar tirarte de algunas manos regulares con las que te quedaste servido, si te resuben.
Mano a mano con posición, debes quedarte servido con un 10 o mejor si tú oponente aun esta en un proyecto, e incluso una J si no hay mas descartes por hacer. En un bote a tres, siempre debes quedarte con un 9 o menos si tus oponentes aun están en un proyecto.
Aprendiste que romper un 8-6 o un 8-5 no se debe de hacer. Sin embargo si tienes un 8-7 y hay una posibilidad razonable de que tu oponente tenga una mejor mano, debes de considerar romperla. Si eres un jugador novel, recomiendo que te quedes servido con un 8 para evitar complicarte y que jugadores más sofisticados te saquen de la mano.




tercera parte aqui

2 comentarios:

jorge dijo...

Mi madriña, Pacocho, no paras de picar distintas modalidades... Aún me acuerdo de aquel día en El Grove jugando Omaha con los Peniqueros de La Coruña...

Todos los que te leemos debemos agradecer el pedazo de compendio que haces de bibliografía de poker...

Y he de agradecerte el que el día en que el Badugi estalle, ya me sepa las reglas. Y las de Razz. Y como no, de 27 triple draw.

De todos modos, a ver si un día me explicas qué cartas son decentes en Omaha, que no me entero. Como en todo, vamos...

Un saludo! Por cierto, hoy hay cena mexicana. Prepara las papilas gustativas.

moiss'e dijo...

Lo de perico va en serio? es que ya lo he leído en el blog de bidan, pero pensaba que era coña. Yo soy un pobre estudiante del poker y no tengo mucho para bancar, pero una cajita (50 euros) si que puedo apostar por perico, aunque no sé si se aceptan cantidades tan pequeñas...
si ganase... 50X800... 40 mil euritos, jeje.

blogger templates | Make Money Online